sábado, 15 de septiembre de 2018

¿Es saludable una dieta vegetariana?


La idea de llevar una dieta saludable en la que cualquier tipo de carne está excluida parece, para muchos, una locura. Sin embargo, una dieta vegetariana balanceada es capaz de prevenir las enfermedades coronarias, hipertensión, obesidad y algunas formas de cáncer.

Esto es porque una dieta vegetariana tiende a ser baja en grasas saturadas, al ser los productos de origen animal su principal fuente. Si deseas adelgazar o sencillamente adquirir el hábito de una dieta saludable, entonces llevar dos días a la semana una dieta vegetariana puede hacer más fácil alcanzar tu objetivo.

Dieta saludable vegetariana


Existen muchos tipos de dietas vegetarianas, por lo que será muy sencillo encontrar alguna que se adapte a tu estilo de vida. Por ejemplo, están las dietas ovo-lácteas, que permiten el consumo de huevos y lácteos; las lacto-vegetarianas, que consumen lácteos pero no huevos y también las veganas, que son dietas que excluyen cualquier tipo de proteína de origen animal. Una dieta vegetariana saludable es además, alta en fibra y baja en grasas así que reducirá los niveles de colesterol y triglicéridos, además reducirá sus riesgos de padecer diabetes tipo 2.

La principal preocupación para las personas que se plantean seguir una dieta vegetariana seguramente está relacionados a las fuentes de proteínas alternativas. El incorporar este tipo de nutrientes a la dieta está directamente relacionado con el tipo de vegetarianismo que desees adoptar; sin embargo para todos es posible obtener proteínas de la soya, de los granos enteros y hasta del trigo. Las claras de huevos y el queso y la leche son excelente fuentes de proteínas para aquellos que no tienen un régimen demasiado estricto.

Por otra parte, la mayoría de las dietas de moda excluyen casi por completo los hidratos de carbono, y si bien es cierto que es aconsejable reducir la ingesta de hidratos de carbono procesados, éstos son el combustible primario del organismo y son esenciales para tener energía, incluso para quemar las grasas; por lo que al disminuir las reservas de hidratos de carbono, la tasa de metabolismo de las grasase reduce también. Es por esto que una dieta vegetariana balanceada es indicada para perder peso de forma sana y duradera.

Dieta vegetariana para perder peso


Con una dieta completamente vegetariana, podrás bajar de peso medio kilo a la semana sin contar muchas calorías o hacer demasiado ejercicio. Podrás disfrutar de porciones ilimitadas de alimentos ricos en fibra como frutas, verduras y granos para lograr el peso ideal sin sentir hambre. Esto es porque una dieta sin carnes hace que la sensibilidad a la insulina aumente, por lo que los alimentos pueden pasar más rápidamente a las células del cuerpo, lo que permite que estas calorías sean consumidas inmediatamente en vez de almacenarse como grasa.

Lejos de lo que puedas pensar, mantener una dieta vegetariana no significa comer cosas desabridas o aburrirse con los vegetales. Existen múltiples recetas de comida saludable, baja en calorías y que harán que no extrañes en absoluto la carne. Puedes comenzar a modificar tu dieta a una vegetariana una o dos veces por semana, adaptándote a tu propio ritmo. Poco a poco notarás los resultados y verás que te sientes más lleno de energía, ligero y que comenzarás a perder peso gradualmente.