miércoles, 6 de marzo de 2019

No te mates en el gym: qué hacer para tener un cuerpo musculoso

Fuente original del artículo, EstrellaDigital

La mayoría de las personas que se ejercitan, desearían ver resultados en poco tiempo. Siendo esto un deseo que puede causarle frustración al no obtenerlo. Hay otros casos que piensan que haciendo ejercicios de fuerza que implican alzar mucho peso porque para ellos eso es la clave para tener un cuerpo definido y perfecto.

Es necesario que tomen en cuenta que para que un musculo se defina y se empiece a notar, la clave de esto sería compromiso y constancia. En algunos casos lleva años, o en otros los resultados se pueden apreciar en menos tiempo.

Mantén un control


Te recomendamos acorde a los datos de Farmacias Del Ahorro que lleves un control de todo lo que realices diariamente, logrando con eso un seguimiento de la cantidad de peso que estas usando y también cuantas series y repeticiones te has propuesto hacer. Recuerda que tu peso y músculos no serán más fuertes si te mantienes usando los mismos pesos, repeticiones y las series en cada rutina.

Proponte esforzarte cada vez más, usa pesas más pesadas, haz más repeticiones eso si no más de doce. En cuanto a las series que sean unas seis. Aplica también técnicas avanzadas que contribuyan a formar tus músculos, con esto lograras alzar más peso de lo que crees que eres capaz.

Evalúate diariamente

Asegúrate de ser tu propio crítico, corregir lo que sientes que está haciendo mal, es por eso que en tu última serie de quemar grasa proponte alargarla un poco más, uno cuarenta minutos te harán bien. Expertos aseguran que la forma más rápida de lograr un cuerpo definido en poco tiempo es lograr constantemente mejorar y aumentar la intensidad de la rutina anterior, haciendo que te esfuerces.
Olvídate de las pesas que son sumamente livianas o las que pesan un volumen exagerado.

Cuando te excedes en el gym, esto te ocasionara una mala técnica, trabajando solo el peso en vez de realmente estar cuidando tu intestino irritable. Y si el caso es que estas solo usando unas de pocos kilos, no estarás aplicando la intensidad necesaria por lo tanto no veras los resultados en tus músculos.
Por recomendación solo utiliza las que sean suficientemente pesadas que te permitan cumplir con la cantidad de repeticiones que te propusiste.

Los números alertan

Una señal de advertencia es presenciar como el número de tu bascula aumenta de un momento a otro. Así que en ese preciso momento es hora de ponerse activo y tomar las decisiones correctas para controlar el peso. Esto puede deberse a una ganancia de músculos o de grasa. Siendo importante que sepas que alimentos consumes, que sean ricos en proteínas.

Es muy importante saber respetar los tiempos que consumes las comidas. Es por eso que se aconseja que comas entre treinta minutos y una hora después de haber realizado los ejercicios, ya que es el momento óptimo para que los músculos logren absorber toda la proteína que ingieres, para que posteriormente se comience el proceso de reconstrucción.

martes, 19 de febrero de 2019

Grasas buenas vs grasas malas


Una de las primeras cosas que la gente observa cuando está tratando de bajar de peso son los alimentos que consumen cada día. Y eliminar las grasas es lo primero que hacen. El razonamiento detrás de esto es muy simple: para reducir la grasa del cuerpo hay que reducir la grasa del plato. Pero no caigas en esta trampa, tu cuerpo necesita grasa y removerla por completo no es nada saludable.

Junto a otros macronutrientes, el cuerpo necesita de las grasas todos los días para un correcto funcionamiento. Las grasas se utilizan para la creación de células y para la absorción de los nutrientes. Evitarlas iría en contra de tu salud.

Las grasas en general no son algo malo, aunque sí lo son ciertos tipos. En general hay dos tipos de grasas, las no saturadas y las saturadas. Las primeras serían de las buenas, y las segundas de las malas.

Pero no veas a la grasa como tu enemigo. Lo mejor que puedes hacer es aprender la diferencia entre ambas y saber elegir.

Las grasas sanas

Las grasas no saturadas, ambas, las monoinsaturadas y las poliinsaturadas entran en esta categoría. El mantenimiento y crecimiento de tejidos corporales sanos como algunos órganos son algunas de las tareas de las grasas monoinsaturadas. Pero qué tipo de grasa no saturada consumir no es un gran problema, las dos son saludables, elevan el colesterol bueno y reducen el malo.

Dos fuentes de estas grasas son los alimentos de mar y los aceites vegetales. Un beneficio de estas grasas son la abundancia de omega 3 que entre otras cosas mejora la salud del corazón. La caballa, el bagre y el salmón son buenas fuentes de estos ácidos grasos.
Los frutos secos son otras buenas fuentes de grasas buenas.

Las grasas no saludables

Las grasas malas, por el contrario, se encuentran en el otro espectro de la nutrición. Me refiero a las grasas saturadas. Para aquellos con problemas de corazón, estas grasas incrementan el colesterol malo, y no sólo pueden ocasionar ganancias enormes de peso, sino que pueden arruinar nuestra salud en muy poco tiempo.

En general las grasas saturadas se encuentran en los lácteos, las carnes, la comida de mar de cúpula y los huevos, el aceite de maíz y el aceite de coco para nombrar los más comunes. Para perder peso, lo que tiene sentido es eliminar este tipo de grasas de la dieta.

Eliminar las grasas malas puede parecer una tarea descomunal pero no es tan duro. Cambia los aceites que consumes por aceite de oliva o canola, cocina y come el pollo y el pavo sin piel, los cortes de carne que elijas que sean cortes lo más magros posibles, y finalmente los productos lácteos que sean descremados o reducidos en grasa. Consume un puñado de frutos secos o semillas día por medio o cada dos días y tendrás no sólo una gran eliminación de las grasas malas de tu dieta, sino un incremento de las grasas buenas.

Simplemente recuerda que no todas las grasas son lo mismo y mantente alejado de las grasas saturadas. Por último, una mención especial se merecen las grasas trans: Evítalas A Toda Costa. Decir grasas trans y veneno es lo mismo. Está comprobado que degeneran las células y producen cáncer entre otras tantas cosas. Lee las etiquetas y todo lo que diga que contiene aceite vegetal hidrogenado debería descartarse de plano. 


lunes, 18 de febrero de 2019

Enfermedades contraidas en destinos turísticos



En un artículo publicado en el The New England Journal of Medicine, miembros de la GeoSentinel Surveillance Network (una red mundial de treinta clínicas en seis continentes, especializadas en la llamada Medicina geográfica que incluye la facturación de San Pablo y las enfermedades relacionadas con el turismo a países no desarrollados) se plantean comparar la frecuencia de la ocurrencia de cada diagnóstico entre los viajeros que han regresado de una de las seis regiones del mundo en vías de desarrollo.

Las seis regiones del mundo incluidas en el análisis son las siguientes:

  • América Central
  • Caribe
  • América del Sur
  • África sud-sahariana
  • Asia del sudeste
  • Asia del sur central
  • Otras regiones en vías de desarrollo

Los trastornos de los que se quejaban los viajeros procedentes de países en vías de desarrollo han sido agrupados en 4 grupos principales que, por orden de frecuencia, son los siguientes síndromes:

  • Malestar general con fiebre: ocurrió en mayor proporción entre los viajeros que regresaron del África sub-sahariana o del Sudeste de Asia.
  • Diarrea aguda: ocurrió entre los que regresaban de la zona central del sur de Asia Central.
  • Lesiones en la piel: entre los que regresaban del Caribe o de América central y del sur.
  • Diarrea crónica

Respecto a diagnósticos específicos de enfermedades los resultados han sido los siguientes:

  • La malaria (paludismo) fue una de las causas más frecuentes de síndrome de malestar general con fiebre entre los viajeros procedentes de todas las regiones, mientras que, en los viajeros de todas las regiones, excepto África sub-sahariana y América Central, el dengue, confirmado o probable, era más frecuente que la malaria.
  • Entre los viajeros que regresaban del África sub-sahariana, las infecciones por verrugas cutáneas ocurren con más frecuencia que la fiebre tifoidea o el dengue.
  • Los viajeros que regresan de todas las regiones, excepto el Sudeste de Asia padecen diarrea producida por parásitos (giardasis como causa predominante en el Sudeste de Asia) más a menudo que la diarrea provocada por bacterias (la causa predominante fue el campylobacter).
  • Las picaduras de insectos fueron la causa más frecuente de lesiones dermatológicas, seguida de la larva migrans las reacciones alérgicas y los abscesos cutáneos provocadas por infecciones bacterianas (muy frecuentes en los procedentes del África sub-sahariana). La larva migrans fue la causa más frecuente en los viajeros que regresaban del Caribe.